Juguetes de Madera

Filtro
Más filtros
Menos filtros
Artículo 1 de 17 a 17
Clasificar por:
  • Relevancia
  • Productos nuevos
  • Mejor valoración
  • Precio más bajo
  • Precio más alto
Artículo 1 de 17 a 17
Clasificar por:
  • Relevancia
  • Productos nuevos
  • Mejor valoración
  • Precio más bajo
  • Precio más alto

¿Por qué comprar juguetes de madera para mi bebé?

Los juguetes de madera han acompañado a los niños y niñas desde hace siglos.

¿Quién no ha tenido un caballito de madera, una casa de muñecas de madera o un juguete para arrastrar?

Hubo un tiempo en el que pareció que el plástico amenazaba con arrinconar a los juguetes de madera. Pero, hoy en día, cada vez más padres y madres están volviendo a comprar juguetes de madera para entretener, educar y formar en valores a las nuevas generaciones.

¡Descubre por qué usar juguetes de madera para bebés es la mejor opción para una crianza responsable!

¿Qué son los juguetes de madera?

Tradicionalmente, la madera ha sido el principal material para la fabricación de juguetes. Desde sonajeros a muñecas o camiones, generación tras generación los niños y niñas han crecido divirtiéndose con juguetes de madera artesanales o, más tarde, fabricados en serie.

Actualmente, los fabricantes de juguetes de madera se han reinventado para ofrecer una alternativa a los juguetes de plástico que apuesta por la calidad, la seguridad, la creatividad y la protección del medioambiente.

Hoy en día, predominan los juguetes de madera didácticos, elaborados con madera de origen certificado y concebidos para ser duraderos y atemporales.

Ventajas de los juguetes de madera

A continuación tienes un resumen de los principales beneficios de los juguetes de madera.

  • Son más duraderos:
    Al estar fabricados con madera, un material más resistente que el plástico, los juguetes de madera duran más tiempo y pueden pasar de un hermano a otro e incluso entre generaciones. ¡Los mejores juguetes de madera son para toda la vida!

  • Son seguros:
    A diferencia de los juguetes de plástico, los juguetes de madera no contienen ftalatos y otras sustancias que pueden resultar tóxicas para los bebés. Además, no suelen llevar pinturas que puedan desprenderse y cuando llevan normalmente tienen base de agua para más seguridad.

  • No pasan de moda:
    Trenes, barcos, animales, casitas, pizarras… Los juguetes de madera tienen diseños clásicos y unisex que han divertido a los niños y niñas una generación tras otra. Y cuando sean mayores, seguro que les encantará poder conservar algunos de sus juguetes favoritos de la infancia.

  • Estimulan su desarrollo:
    Sin luces, sonidos electrónicos o motores, los juguetes de madera para bebé animan a los más pequeños de casa a inventar sus propios juegos y aventuras, fomentando su imaginación y capacidad creativa. Por su parte, los juguetes montessori también estan diseñados para estimular el desarrollo natural del bebé y mejorar su creativad.

  • Respetan el medioambiente:
    La madera es un material natural reciclable y duradero, que se obtiene de bosques renovables y no genera residuos contaminantes. Así mismo, los procesos para fabricar juguetes de madera de las mejores marcas también tienen en cuenta la protección del medioambiente.

  • Promueven el consumo responsable:
    Muchos de estos productos están elaborados por pequeños fabricantes de juguetes artesanales. Son empresas locales que promueven un consumo de proximidad y ofrecen una alternativa a los juguetes de plástico baratos y de poca calidad pensados para usar y tirar.


Tipos de juguetes de madera

Los principales tipos de juguetes de madera para bebé que existen en la actualidad son:

1. Juguetes de madera para recién nacidos: estos juguetes de madera para bebés de 6 meses o menos están pensados para estimular la vista y el tacto de los más pequeños. Por ejemplo sonajeros, mordedores, móviles para cuna, gimnasios de bebé, etc.

2. Juguetes de madera de arrastre: se trata de juguetes de madera para bebés de 12 meses en adelante que se enfocan al desarrollo de la motricidad. Constan de una figura o elemento con ruedas y una cuerda o palo que permite que el bebé pueda arrastrarlos o empujarlos por la casa mientras aprende a dar sus primeros pasos.

3. Andadores y correpasillos de madera: el más conocido es el típico caballito de madera, aunque existen otras variantes como bicicletas de madera, carritos de madera… Estos juguetes les ayudan a explorar su entorno y ganar autonomía.

4. Juguetes de madera figurativos: pueden ser animales, muñecos articulados, vehículos, etc. Se trata de juguetes de madera para niños más mayores que estimulan la inventiva, al invitarles a imaginar sus juegos y dar vida a los personajes.

5. Juguetes de madera educativos: disponibles para todas las edades, abarcan desde los clásicos bloques de madera encajables de diferentes formas a rompecabezas y puzles de madera, así como ábacos, pizarras y otros juguetes de madera didácticos.

Consejos

En primer lugar, hay que descartar la idea de que los juguetes de madera son caros porque se trata de juguetes artesanales. Actualmente, se pueden comprar juguetes de madera baratos y de calidad elaborados por fabricantes especializados con garantías. Siempre hay que fijarse en la etiqueta o caja del producto para verificar la edad recomendada y que lleva la etiqueta CE.

Además, es aconsejable informarse sobre las credenciales ecológicas del juguete: si la madera procede de fuentes sostenibles, si es un juguete de proximidad y si contiene metales, pinturas, barnices u otros componentes que puedan resultar peligrosos para el bebé.

Finalmente, aunque los juguetes de madera son resistentes y seguros, antes de entregarlos al bebé hay que revisar que estén bien, sin piezas sueltas que pueda tragar, astillas punzantes o huecos en los que se pueda quedar atrapada una mano o dedo. Y, como ocurre con cualquier otro juguete, nunca se debe dejar a los bebés jugando con ellos sin supervisión de un adulto.