Bonding
Bonding
https://www.bebitus.com/magazine/sites/default/files/artikel/big/2018-11/baby_leben_mit_baby_bonding_2.jpg
Revisado por terapeutas

Bonding

Construir la relación entre los padres y el niño. Bonding es el vínculo emocional entre los padres y su hijo, que suele iniciarse en el parto y dura toda la vida.

Nicole Ulrich
de Nicole Ulrich
Terapeuta infantil
Lun, 20/08/2018 - 13:06 Thu, 07/25/2019 - 14:42

El bonding hace mella

No importa lo extenuada que estés después del parto, en el momento en el que tienes por primera vez a tu bebé en los brazos se inicia algo muy especial por ambos lados. Os sentís, hueles la piel de tu bebé, él escucha tus latidos y tu voz. Ese pequeño ser indefenso quiere que lo cuides y necesita una persona de referencia en el mundo desconocido.

Construyendo una relación estrecha con su madre, el bebé aprende a crear confianza. En los próximos meses de vida se enfrentará a muchas nuevas impresiones. El bonding desde el principio le ayuda a lidiar con todas las situaciones desconocidas.

Con la madre, siempre que no se altere el desarrollo, desencadena un instinto protector. Esto le da la fuerza a la madre para estar allí para su bebé día y noche, cuidándolo y protegiéndolo de cualquier peligro. Un vínculo emocional estrecho dura toda la vida, también cuando el bebé se hace adulto.

El efecto sobre el bebé ha sido investigado en numerosos estudios, entre otros en el año 1981 en la Universidad de Ratisbona. Dicho estudio dio como resultado que los bebés que estuvieron con su madre durante sus primeros 45 minutos de vida, durante los siguientes meses buscan con mayor frecuencia el contacto visual con su madre que con el resto de personas. Los psicólogos lo valoran como una señal de que el vínculo es muy estrecho.

Sin embargo, no es sólo el vínculo lo que marca al bebé, sino también la forma en que los padres lo tratan. El bebé está indefenso y tiene pocas formas de expresarse. Dependiendo de cómo reaccionan los padres, también aprenden a enfrentarse a diferentes situaciones.

Si experimenta empatía y comprensión, fortalece no sólo la confianza en los padres, sino también en la vida futura. Su autoestima se alimenta de ello.

Pero no te preocupes si, después del parto, coges al bebé en brazos y todavía no te sientes loca de felicidad. El bonding es un proceso.

Después del parto

El embarazo y el parto no son solo momentos emocionales para la madre, todo va acompañado también por procesos hormonales. La secreción hormonal causa procesos físicos que, por ejemplo, inician la lactancia materna. También tienen un efecto psicológico, por lo que la madre y el niño reaccionan de forma muy sensible entre sí justo después del nacimiento. Esto fomenta el desarrollo de un vínculo estrecho.

Bonding como proceso

Después de dar a luz es probablemente el mejor momento para establecer vínculos emocionales, pero no hay ningún momento definido para dicho proceso. Tu vínculo se va fortaleciendo cada vez que abrazas a tu bebé y pasáis momentos juntos.

El contacto físico resulta esencial para el bonding porque os vais descubriendo a través de los sentidos. Tu bebé te siente intensamente, absorbe tu aroma, se siente protegido en tu cercanía.

Esta intimidad no es algo solo reservado para la madre. El primer año de vida, cuando el bebé todavía es un ser particularmente indefenso, es la oportunidad para que el papá coja en brazos a su hijo, le cambie el pañal y lo bañe.

Con el tiempo, los padres pueden aprender a entender a sus hijos de forma casi tan intuitiva como las madres. La empatía por parte de ambos padres, el contacto visual y todo contacto físico refuerzan el vínculo con ellos y viceversa.

El primer año de vida

El momento después del parto queda especialmente marcado en el bebé. Algunos hospitales garantizan que la madre y el niño puedan estar juntos lo antes posible. Muchas comadronas se encargan también de ello.

Durante mucho tiempo se creía que el proceso del parto era decisivo para el futuro vínculo. Sin embargo, ni el parto en sí ni el contacto justo después son decisivos para la intensidad del vínculo, como lo demostró un estudio sueco realizado por el investigador Carl Hwang en 1987.

Se sometieron a estudio bebés nacidos mediante anestesia general, bebés nacidos mediante cesárea, partos prematuros que requirieron atención inmediata, así como bebés nacidos por parto natural que tuvieron contacto directo con su madre.

Las diferencias de desarrollo sólo se detectaron en los primeros meses de vida. Si los padres cuidaron a su bebé intensamente durante dichos meses, ya no había diferencias: el vínculo por ambos lados era igual de intenso que en el caso de los bebés nacidos en parto natural y con contacto inmediato.

Dedícale tiempo a tu bebé

La conclusión es que tanto tú como tu pareja deberías pasar mucho tiempo con vuestro bebé. Aprovecha momentos sin distracciones para abrazarlo, besarlo, aprovecha, por ejemplo, el momento del baño para convertirlo en un ritual de mimos.

Las madres tienen una clara ventaja: han llevado al bebé nueve meses en su barriga, luego tal vez le dan el pecho. Ya se conocen bien. Las condiciones para que el padre entable un vínculo emocional estrecho son totalmente distintas.

No obstante, pueden iniciar una relación ya desde el embarazo: durante esa época, el contacto se establece a través de la madre. Por ese entonces, el bebé es capaz de escuchar la voz de su papá, así que después del nacimiento ya no es un extraño.

Después del nacimiento, el padre tendrá infinidad de oportunidades para intensificar su vínculo con el bebé. Ambos padres se benefician de esto, ya que la madre se siente aliviada y su confianza en el padre aumenta. Los bebés sensibles lo sienten, aprenden a ganar confianza.

Conclusión
El bebé busca cariño justo después del parto
Se siente seguro gracias al contacto estrecho con su madre
Gana confianza
Es importante que tenga contacto intenso con los dos padres
El contacto favorece el vínculo
Consejo de la comadrona Ina Ilmer
  • Siempre que sea posible, el bonding se fomenta en todos los tipos de parto. Incluso en caso de cesárea, en muchos hospitales posibilitan que se inicie el bonding en el quirófano.
  • Siempre que sea posible, el bonding se fomenta en todos los tipos de parto. Incluso en caso de cesárea, en muchos hospitales posibilitan que se inicie el bonding en el quirófano.
  • Habla con tu comadrona para que te informe al respecto.
Consejo de la terapeuta infantil Nicole Ulrich
  • Infórmate de si tu hospital favorece el bonding
  • Sé determinante e insiste en que permitan que tu bebé recién nacido se quede contigo, aunque solo sea durante unos minutos
  • Habla con tu pareja para saber qué es lo importante para ambos Tal vez te quedes más tranquila si él se ocupa del bebé en sus primeros minutos de vida
Revisado por terapeutas

Este artículo ha sido revisado por nuestro equipo de expertos.

Revisado por terapeutas

Este artículo ha sido revisado por nuestro equipo de expertos.

Newsletter

Unsere Newsletter

Mehr Infos, passend zu Ihren Bedürfnissen!

  • Wertvolle Tipps zu Schwangerschaft und Kindesentwicklung
  • Spannende Angebote & Rabatte
  • 5 € windeln.de Gutschein

Jetzt anmelden