Cesárea: todo lo que debes saber
Cesárea: todo lo que debes saber
https://www.bebitus.com/magazine/sites/default/files/artikel/big/2018-11/schwangerschaft_geburt_kaiserschnitt_alles_wissenwerte_auf_einen_blick_2.jpg
Revisado por comadronas

Cesárea: todo lo que debes saber

El 20% de los niños en todo el mundo nacen por cesárea, es decir, no conocen lo que es un parto natural a través de la vagina de la madre. El bebé nace, con la ayuda de médicos y comadronas, a través de una incisión abdominal quirúrgica.

Ina Ilmer
de Ina Ilmer
Comadrona y madre
Jue, 16/08/2018 - 13:46 Thu, 07/25/2019 - 14:30

Motivos de la cesárea

Existen varios motivos, por los que los padres optan, o tienen que optar, por una cesárea, como por ejemplo:

  • Una elevada probabilidad de que se produzcan complicaciones en el parto debido a, por ejemplo, el tamaño del niño y la forma de la pelvis
  • Algunos partos gemelares
  • Rotura de aguas que pueda dañar el saco amniótico y, con ello, que el bebé corra el peligro de sufrir infecciones (el denominado síndrome de corioamnionitis)
  • Si la madre o el bebé padecen alguna enfermedad grave
  • Si la madre está infectada por el VIH
  • Una placenta previa
  • Un parto muy prematuro
  • Si el bebé tiene muy poco peso
  • Si el bebé está mal posicionado

Si ya se conoce esa información durante el embarazo, se suele planificar una cesárea. Si se producen complicaciones durante el proceso del parto (como el desprendimiento prematuro de la placenta o irregularidades en los latidos del bebé), entonces se puede practicar una cesárea de emergencia.

Si, durante el embarazo, una mujer se siente física y psíquicamente incapaz de dar a luz a su bebé de forma natural, también se le podrá practicar una cesárea.

El proceso de una cesárea

La intervención quirúrgica de una cesárea dura en total hasta una hora. Si se presenta en una situación de emergencia, generalmente se realiza bajo anestesia general.

Si se realiza bajo circunstancias planeadas a medio y largo plazo, el médico generalmente realiza una anestesia local. En este caso, la madre puede experimentar el parto conscientemente y ver a su hijo inmediatamente después de nacer.

La incisión abdominal se realiza en la zona púbica. Dependiendo del método quirúrgico y para que la herida cicatrice mejor, no se seccionan completamente las capas de la pared abdominal, sino que en parte también se tira de ellas para que se rasguen.

Después de la intervención, la madre permanece en el paritorio durante unas dos horas y, a continuación, puede trasladarse a una habitación de maternidad.

Madre y bebé después de la cesárea

Después de una cesárea se puede colocar al bebé sobre el pecho de la madre al igual que después de un parto natural. La recuperación del útero tampoco suele presentar problemas aunque sea un poco más lenta. Después de una cesárea, así como después de un parto natural, se puede empezar con la gimnasia de recuperación postparto transcurridas 6 semanas.

Los riesgos de una cesárea

Aunque la cesárea es uno de los procedimientos quirúrgicos más comunes sin complicaciones, el riesgo de fallecer por cesárea es tres veces mayor que en el parto natural. Sin embargo, esto también se debe al hecho de que a menudo se trata de embarazos de alto riesgo. El riesgo de que una mujer muera en una cesárea es, estadísticamente hablando, menor (una de cada 25.000 mujeres).

Los efectos de una cesárea

Quien decide someterse a una cesárea para evitar un parto doloroso debe tener en cuenta que la curación de la cesárea está asociada a dolores de cicatrización de la herida. Sin embargo, la cicatriz suele sanar bien y queda oculta bajo el bikini.

Después de una cesárea, se recomienda esperar al menos un año para volverse a quedar embarazada. Cuanto más tiempo pueda curar la cicatriz, mayores serán las posibilidades de tener un parto natural.

La madre suele volver antes a la «movilidad» normal tras un parto natural que tras una cesárea. Cuando se practica una cesárea no es posible dar a luz de forma ambulatoria, y volver a casa después del parto.

Muchas madres a menudo consideran que los siguientes aspectos son desventajas:

  • Después de una cesárea, los bebés suelen tener problemas de adaptación puesto que su nacimiento no tuvo ninguna preparación previa. Para evitarlo, algunos ginecólogos provocan contracciones antes de la cesárea. Esto debería ayudar al niño a prepararse para el nacimiento y mostrarle que algo especial está sucediendo o va a suceder. Sin embargo, en algunos hospitales se espera a que comiencen las contracciones de manera natural.
  • Como a los bebés que nacen por cesárea les falta la presión que ejerce el canal del parto con la que expulsan el líquido amniótico, durante las primeras horas de vida suelen tener problemas respiratorios.

Una cesárea tiene no obstante alguna ventaja:

Después de una cesárea, las mujeres generalmente no sufren de problemas en el suelo pélvico y ni tienen cicatrices vaginales o perineales.

Por otra parte, después de una cesárea, se puede dar a luz de forma completamente natural. Sin embargo, el riesgo de ruptura uterina aumenta después de una cesárea. En una cesárea, el bonding entre madre e hijo generalmente no es diferente al de un parto normal.

Revisado por comadronas

Este artículo ha sido revisado por nuestro equipo de expertos.

Revisado por comadronas

Este artículo ha sido revisado por nuestro equipo de expertos.

Newsletter

Unsere Newsletter

Mehr Infos, passend zu Ihren Bedürfnissen!

  • Wertvolle Tipps zu Schwangerschaft und Kindesentwicklung
  • Spannende Angebote & Rabatte
  • 5 € windeln.de Gutschein

Jetzt anmelden