Estirones en el crecimiento de los niños
Estirones en el crecimiento de los niños
https://www.bebitus.com/magazine/sites/default/files/artikel/big/2017-09/Kleinkind_Erste-Hilfe_Wachstumssch%C3%BCbe-bei-Kindern.jpg

Estirones en el crecimiento de los niños

Los médicos sospechan que la causa es que los ligamentos y tendones se están estirando. En este artículo aprenderás a detectar un estirón en el crecimiento en tu hijo y qué remedios caseros se pueden utilizar para aliviar el dolor que lo acompaña.

Redacción Bebitus
de Redacción Bebitus
Mar, 21/08/2018 - 10:24 Fri, 03/27/2020 - 12:51

Estirón en el crecimiento: las tres fases

Los estirones en el crecimiento se suelen observar con mayor frecuencia en preescolares de tres a cinco años de edad y en escolares de ocho a doce años de edad. Estos estirones se producen varias veces al año y suelen durar unos días. Suelen ir ligados a dolores en piernas, rodillas y pies, en raras ocasiones también en brazos, durante las fases de descanso.

Por eso, los niños se suelen quejar de tener molestias antes de irse a la cama o incluso se despiertan por la noche del dolor. No obstante, hasta ahora no se ha podido aclarar bien la causa de estos dolores. Los médicos sospechan que se debe al crecimiento de los tendones y ligamentos. Además, durante la noche se liberan muchas más hormonas del crecimiento.

Las fases del crecimiento en niños

El crecimiento de los niños tiene lugar en tres fases importantes:

  1. Fase: el crecimiento de un niño es especialmente rápido desde el nacimiento hasta el tercer año de vida En esta época, su tamaño corporal se duplica.
  2. Fase: desde el tercer año de vida hasta la pubertad, se ralentiza el crecimiento de un niño. Al año crece de 5 a 6 centímetros.
  3. Fase: en la pubertad, los niños crecen especialmente rápido, hasta 12 centímetros al año. El crecimiento cesa al final de la pubertad: en el caso de las niñas, a los 17 años aproximadamente, en el de los niños dos años más tarde.

Posibles síntomas de un estirón en el crecimiento

Existen varios síntomas típicos que indican que el niño está sufriendo un estirón en el crecimiento.

  • Los dolores suelen aparecer por la noche antes de irse a la cama y mientras está durmiendo.
  • Si se ha movido mucho durante el día, los dolores son más frecuentes. Los deportistas tampoco se libran de las molestias.
  • A menudo no se pueden localizar bien los dolores provocados por el crecimiento. Suelen afectar a los muslos, pantorrillas, rodilla o pies, rara vez también a los brazos.
  • El dolor puede cambiar de lado.
  • Las molestias pueden durar de unos minutos hasta una hora.
  • Por la mañana el dolor ha desaparecido.

Cómo aliviar los dolores de crecimiento en los niños

Si tu hijo sufre de estos dolores, existen algunos remedios caseros para aliviarlos. Además de darle mucho cariño, puede resultar útil aplicar calor con un cojín de huesos de cereza, una bolsa térmica o una tirita térmica.

También sirve un masaje con árnica o aceite de hipérico. Existen asimismo algunos remedios homeopáticos, consulta para ello a un naturópata.

Si los dolores son muy agudos, en función de su peso y edad puedes administrarle un analgésico infantil, como paracetamol o ibuprofeno. Ante cualquier duda, consulta al pediatra.

Cuándo deberías ir al médico

Aunque estos dolores puedan resultar muy incómodos, desaparecen por sí solos y no es necesario acudir al médico. Pero si no solo afectan a piernas, sino que también duelen las rodillas y caderas, aparecen durante el día y el niño incluso cojea, acude inmediatamente al médico. Si en las piernas aparecen rojeces e inflamaciones y tiene fiebre, es una señal de que algo no va bien.

Con un examen exhaustivo y una radiografía o ecografía, se pueden excluir enfermedades graves como la inflamación de las articulaciones de los huesos y caderas, el reumatismo infantil, una fractura de hueso o incluso un tumor óseo.

Conclusión
El crecimiento de los niños se distribuye en tres fases
Los estirones en el crecimiento se suelen producir por las noches
Las causas no están claras
Afecta especialmente a niños en edad preescolar y escolar
Ayuda para aliviar los dolores provocados por el estirón: aplicar calor, masajes, homeopatía
Si los dolores perduran, acudir al médico